Compromís califica de “vergüenza histórica” el cierre de la única televisión pública valenciana y pide responsabilidades políticas

El portavoz comarcal de COMPROMIS de la Hoya de Buñol Chiva, Paco Navarro, ha anunciado la presentación de una moción a los plenarios de los ayuntamientos de la comarca donde esta coalición mostrará su “rechazo absoluto” al cierre de Canal 9, así como el apoyo a los trabajadores y trabajadoras de RTVV. “La única televisión pública valenciana se cierra y de esta vergüenza histórica tendrán que responder los responsables políticos”, señala Navarro, quién manifiesta que desde COMPROMIS se propone que el pleno del ayuntamiento exija responsabilidades políticas al Consejo “por la nefasta gestión económica, las corruptelas y la parcialidad que han conducido a este servicio público a la situación de cierre actual”.

 Desde la ejecutiva comarcal de COMPROMIS, Navarro recuerda que la puesta en marcha de RTVV, las primeras radio y televisión públicas estrictamente valencianas en 1989, representó una oportunidad histórica al tener una herramienta fundamental de cercanía que fomentaba nuestra lengua y cultura y ofrecía un servicio público básico así como plural. La gestión política la separó de sus objetivos, primero fue el uso dubitativo del valenciano en sus emisiones y luego la parcialidad informativa que el PP acentuó hasta la manipulación, convirtiéndola en un ente de adoctrinamiento y alienación pública y no estaba al servicio del ciudadano”, destacaba. 

Todo este proceso culminó el 9 de febrero de 2013, con un agujero económico brutal y unos índice de audiencia ínfimos del 4%, cuando el Consejo presentó un expediente de regulación de empleo que afectó a 1.183 trabajadores y trabajadoras de RTVV.

Desde la ejecutiva comarcal de COMPROMIS, la responsable de políticas sociales de la comarca, Reyes Matamales, destacaba que este “fue un proceso vergonzante, donde se respetaron puestos de trabajo de directivos sitos a dedo y se rescindieron contratos de profesionales con años de experiencia y con plazas sacadas por oposición”.  Ahora,  añade, “el PP ha dado un golpe más a Canal 9, y al anularse el ERE que obliga a readmitir a los trabajadores y trabajadoras despedidos, el Consejo ha decidido cerrar RTVV, dejándonos sin este servicio público que tanto costó tener y en el que tantos recursos públicos se han invertido. El cierre se debe a causa de la gestión económica nefasta, la corrupción, la parcialidad vergonzosa y el desprecio por un ente público plural y de todos los valencianos que ahora acaban pagando los trabajadores y las trabajadoras de RTVV y, sobre todo, la ciudadanía valenciana. Todo esto tiene unos responsables políticos con nombres y apellidos, que deben responder por el que han hecho, y, por este motivo, vamos a presentar estas mociones a los ayuntamientos, porque esta vergüenza histórica y este despilfarro económico no puede quedar impune”.

 

Arxivat en: Comarcal, Cultura i Educació, General, Moviments Socials, Sanitat i Benestar Social

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *